Qué billetes canjea el Banco Central

  • Billetes deteriorados: roto, perforado, borrado, manchado, descolorido, sucio, quemado o cercenado por hecho involuntario y cuya superficie alcance, por lo menos, al 60% del billete completo.
  • Billetes fragmentados: si está dividido o fragmentado, podrá ser renovado siempre que los fragmentados pertenezcan con toda evidencia al mismo ejemplar y la superficie total alcance, por lo menos al 60% del billete completo.
  • Billete roto, que le falta una parte: siempre que se pueda identificar el 60% del billete, podrá ser canjeado.

En qué casos no se puede canjear un billete roto

En el laboratorio del BCRA se examina detalladamente el papel moneda con el que luego se imprimen los billetes en la Casa de Moneda, de acuerdo con El Cronista.

Allí se miden varios aspectos, y se simula el desgaste que tiene un billete en su vida útil a partir de la aplicación de pliegue del billete; se lo dobla; se lo somete a esfuerzos hasta que se rompe para así medir cuánta resistencia tiene el papel.