Hoy sonrieron por primera vez en el juicio.

Comparte esta noticia

Abel Vázquez y Lucía Carrasco tuvieron quizá su jornada más aliviada en el proceso que se les sigue por la muerte de Nélida Villar.

Todo a partir del momento en el que el especialista genético detalló en forma on line, su informe que revela que los pelos hallados en la vestimenta de la víctima no pertenecen a ninguno de los acusados.

Al salir de la sala, no pudieron evitar mostrar su estado de ánimo, y se fueron a conversar al patio externo del palacio judicial.

El caso sigue siendo complejo; sólo se ha confirmado casi en forma idéntica, el derrotero del primer juicio en el que Abel fue absuelto por el beneficio de la duda.

El hecho de que la Corte anulara aquel debate, los trajo acusados a ambos, pero la suerte de uno y de otro, dependerá de cómo aleguen las partes; aunque fundamentalmente, cómo valore el tribunal los relatos de los acusados y las testimoniales escuchadas.

La próxima semana, se terminará el caso…

Fuente Curiosos del Poder