Malargüe: Ojeda realizo el informe de gestión 2021

Comparte esta noticia

Este jueves, el Concejo Deliberante realizó la 3ra sesión  legislativas del período 2021. El intendente, Juan Manuel Ojeda, brindó un balance de estos meses de gestión, pero también dejó sentada bases y proyectos referidos al futuro del departamentoDiscurso Textual.


Recordemos que la presentación del informe anual según lo establecido en el Art.105 Inc.12 de la Ley 1079 Orgánica de las Municipalidades.
A continuación transcribimos el discurso del Intendente malargüino
Estamos al comienzo de una etapa muy difícil para todos los argentinos, hoy -18 de marzo- estamos a un año del impacto directo de la pandemia en nuestro país. Con lo cual, hoy no es un día más, es un día donde vamos a recordar por muchos años lo sucedido, todavía no termina que es lo peor.
En segundo lugar agradecerles por el acompañamiento, sabemos que siempre tuvimos discusiones, debates y es lo que necesitamos en política; siempre en el ámbito del respeto y con el cuidado de las instituciones y de las personas, que es algo que nos debemos toda la dirigencia política. Más allá de las diferencias, hemos logrado transitar un camino del dialogo, soñando que los políticas y la política puede ser útil a los vecinos porque cuando la política deja de dar soluciones, realmente perdemos todos y ese es el gran dilema a resolver por todos nosotros.
En tercer lugar, decir que el primer trimestre 2020 fue espectacular, que fue donde Malargüe empezó a posicionar su temporada de verano. Comenzamos el año de una forma imaginada, pero aquél 19 de marzo abrió otro capítulo en la gestión. Si ustedes observan los números -en comparativa a lo provincial- podrán ver que si hay un Municipio que sufrió la crisis fue Malargüe. Nuestra crisis no obedecía tanto a la pandemia, sino a la caída del precio del barril de petróleo. Todos los países árabes, donde su costo de vida es muy elevado, necesitan un barril de petróleo con un precio elevado, arriba de los 85 dólares, ellos tienen la capacidad de fijar los precios en función de la oferta que ponen en el mercado. En mayo sucedió eso, se puso un precio de oferta en el mercado internacional, se puso más oferta y eso junto a la pandemia ocasiono que tuviéramos una baja histórica donde el barril valía 12,80 dólares durante dos meses, y después fue subiendo entre los 12,80 y los 36 dólares que se ubicó en diciembre y de ahí fue a 50 dólares. El Gobierno Nacional fijo un precio para el barril de petróleo criollo; pero las petroleras no lo cumplieron. Nosotros salimos a hacer la denuncia porque el Ente Nacional es un ente de control y las denuncias fueron escuchadas, tenemos fe que en algún momento podamos cobrar la proporción que nos corresponde a nosotros por no haberse liquidado ese dinero. Ese escenario nos llevó a cambiar todos los tipos de estrategias, asumimos con un barril que estaba arriba de los 72 dólares, durante 10 años tuvo un precio sostenido. Esta situación lo que generó fue repensar toda la estrategia financiera del municipio y hoy prácticamente (habiendo superado la peor situación financiera del municipio) estoy contento porque pudimos seguir brindando servicios básicos, pagando haberes, salarios y sueldos en tiempo y forma; aun con un déficit consecutivo de 10 meses no por aumento en los gastos sino con la pérdida de ingresos. Con una diferencia -y con orgullo malargüino lo digo- pudimos pasar ese déficit sin pedir asistencia financiera. Esto nos empodera a todos los malargüinos y también a esta gestión de gobierno ¡a nadie le toco 10 meses de déficit consecutivo! y cumplimos.
Apenas pasada la tormenta financiera tome la decisión de hacer la paritaria que siempre imagine: con los trabajadores. Más de 1600 trabajadores pasaron por el Centro de Convenciones, se les hizo el planteo, la postura y eso significó ser un gobierno participativo, sin intermediarios, directo con el trabajador. Los trabajadores municipales, en febrero, tuvieron un 7,5% al básico de blanqueo; donde un 3,5% pertenece un blanqueo real y el 4% es un aumento real al llevarlo al básico. En el próximo sueldo de marzo -que estarán cobrando los empleados municipales- volverán a tener un 7.5% de aumento, prácticamente un 15% de aumento consecutivo en 2 meses. Después en julio, agosto y septiembre 7.5% de nuevo al básico, cerrando casi un 30% de aumento al básico en el año 2021 y en el decreto que yo he firmado hemos hecho un blanqueo del 7.5% del año 2019 para que no se declare nula la paritaria, porque no se puede hacer una paritaria por arriba del 29%. La realidad es que los empleados lo merecían porque, en la etapa difícil por pandemia, tuvimos el acompañamiento de todos los trabajadores y cuando te acompañan, se debe tener lealtad con quienes están.
Cuando hablamos de estas lealtades no puedo dejar de decirles que en junio -cuando quedamos debiendo 3 millones y medio de pesos en aportes y contribuciones porque no había ingresos-se pagó el sueldo de mayo, el aguinaldo y sueldo de junio. Para poder hacer esto, tuvimos que buscar una herramienta (que habilita el Banco Central) que son los adelantos transitorios financieros, porque sabíamos que teníamos dinero para cobrar pero nadie te dice cuando te paga. La realidad fue que cuando fuimos en buscar el adelanto, todas las entidades privadas en Malargüe -hasta Montemar- se pusieron a disposición del Municipio y le otorgo esta herramienta del ATF que está garantizada por el Banco Central. Ahora bien, el único banco que no lo hizo fue el Banco Nación, lo digo públicamente, porque esto es compromiso. El primer banco que debió salir a darnos esa herramienta era el estatal, porque es quien sabe lo que estaba pasando. Banco que además es agente financiero del Gobierno de Mendoza. Gracias a la ATF pudimos evitar que la economía de nuestro departamento cayera en una crisis financiera. Estas son decisiones que no me arrepiento de haber tomado y que el tiempo termina legitimando, por eso, mi agradecimiento a toda la banca privada de Malargüe.
Esto es un pequeño bosquejo de toda la situación financiera. Se pudieron seguir prestando los servicios básicos, haciendo y pagando obras. Por ejemplo, la Sala de Uso Múltiples en el Barrio Virgen de los Vientos, se terminó la obra de agua de Colonia Hípica, obras iniciadas por esta gestión y pagadas por esta gestión. Estamos a punto de retomar la obra de adoquinado del barrio Belgrano, esa fue la única obra que paralizamos porque no íbamos a poder hacerle frente, en los próximos días se culminará. Por otro lado, se logró concretar el inicio de una obra tan esperada, como fue la línea de alta tensión en La Junta, gestionada con fondos de la provincia. Se recompuso la Planta de Agua de El Manzano y empezó a funcionar como corresponde. Son pequeñas obras, muy importantes a nivel financiero, que en un año normal representaban poco valor en cuanto al presupuesto, pero en este contexto de pandemia, son inmensas.
Si observan el informe final de la recaudación de nuestro departamento tuvo una variación del 4% interanual respecto al año anterior. Tuvimos una inflación arriba del 45%, el resto de los departamentos, por ejemplo, San Carlos parten del 23,24% de variación interanual, sin decirle que lo que nosotros recaudamos el año pasado fue menor que lo que recaudo don Jorge Vergara en su último año de gestión. Frente a esto podemos decir que estamos mejor, que ya no corremos con los mismos riesgos, que en definitiva esa crisis la pasamos pero hay que estar preparados por que en algún momento puede volver a pasar. Esto lo escribí en mi trabajo de tesina, sin imaginar que me pasaría a mí. Estamos obligados a pensar en el Malargüe que queremos, en el futuro. Esto mientras se sustituye la energía proveniente de recursos no renovables, que no será una caída transitoria; sino definitiva.
Respecto de la zona rural, todavía hay muchas cosas por mejorar. Pusimos todo el esfuerzo y trabajo y se llevaron adelante tareas que hace años se vienen solicitando. La mayor cantidad de recursos se destinó a la zona rural, en aperturas de nuevos caminos, en trabajos que necesitaban los puesteros, queremos que puedan vivir mejor todos los trabajadores de la zona rural.

Nos queda un desafío importante para la Ciudad, que es mejorar el Parque Automotor Municipal. Con este proyecto de presupuesto que aprobaron, donde se me dio la posibilidad de endeudarnos -y les agradezco- es un beneficio para Malargüe. No podemos seguir repartiendo agua en un camión como el actual, porque cuando el agua no llegue a los puestos las consecuencias son serias porque hablamos de puestos donde habitan niños, nuestros niños. Como fue buena nuestra gestión financiera, tenemos un scoring bancario para conseguir un crédito, de hecho, tenemos pre aprobado hasta 130 millones de pesos y esto es algo que no sucede en cualquier municipio o institución. Si hubiéramos hecho las cosas mal no nos prestarían dinero. Como dije, nos queda mejorar el equipamiento, pero afirmo que este va a ser un gran año, un año de muchas obras.
Logramos destrabar un proyecto tan importante como era el de las cloacas, un proyecto ronda los 9 millones de dólares. Este financiamiento se otorga desde el BID y viene con un cargo específico. Es decir, la Municipalidad elaboro todo un proyecto y por eso debo destacar a nuestros profesionales, nuestro equipo de gestión municipal, porque no se contrataron consultoras y hemos logrado que el BID nos termine aprobando el proyecto.
Deberemos invertir alrededor de 400 mil dólares, porque así aseguramos la conexión cloacal. Ese dinero sale del presupuesto municipal, está en la partida del presupuesto y esa es plata que nosotros no vamos a poder usar para hacer otra obra. Esta obra es muy necesaria para el departamento. Remarcar, además, que el Gobernador Rodolfo Suárez puso a disposición todos los equipos técnicos y priorizó esta obra y también remarcar la buena predisposición del Ministro Nacional Gabriel Katopodis. Nos llama la atención algo así, pero la realidad es que así es la manera de trabajar. Muchas veces nos perdemos en cuestiones y discusiones que a los vecinos no les interesan. Los vecinos quieren que la política les dé soluciones, ellos están cansados de las chicanas entre nosotros. Acá la situación no es ganarse el poroto de quien pone el dinero, acá la realidad de la política es que estén las cloacas.
Otra cuestión fundamental del año 2020 es que Malargüe se puso de moda. Este verano, todos decidieron venir aquí. Empezamos a tener turismo de invierno y de verano también. Podemos generar inversiones de otro nivel a nivel privado acorde a las nuevas matrices turísticas, por eso mis felicitaciones a todo el sector turístico. Hoy el turista llega, es bien atendido, lo que paga es acorde a lo que recibe y el trabajo espectacular que hicimos entre todos. Esto es un ingreso de forma rápida y si es bien manejado va a ser de forma permanente.
Quiero destacar también lo del Parque de Huellas de Dinosaurios, fue una obra postergada pero va a sumarse a los atractivos del departamento. Construirla ronda los 12 millones de pesos. Obra muy anhelada y que en plena pandemia tuvimos que salir a presentar toda la documentación sobre un fondo (que no había sido recibido por mí) y que contiene una deuda de 8 millones de pesos que no me pertenece. Esto está bien que se conozca porque yo me enteré ayer cuando me vinieron a cobrar. Además, logramos conseguir los fondos para el skatepark que ronda los 11 millones de pesos.
Cuando hay dialogo, gestión y un Intendente que dice lo que piensa, tenemos todo para posicionar a Malargüe. Los malargüinos debemos estar siempre de pie y de ahí salir a lograr los objetivos. Si dialogamos y gestionamos las cosas se consiguen, esta es la política que queremos.
Logramos un cambio fundamental en el Hospital Regional de Malargüe. Esto demuestra que, frente a la crisis, resolvemos los problemas juntos. ¿Cuántos años esperando que mejoren la sala de terapia intensiva?; pues hoy ingresas a esa sala y se ve otro Hospital. 7 camas, 9 respiradores, monitores neonatales, insumos para poder proveer al personal del hospital. Y son todas funciones que no son corresponden al Municipio, pero no podemos dejar que se mueran los vecinos. El año pasado no era momento de pintar sendas o recuperar plazas, era momento de equipar nuestro hospital y así todo hubo gente que falleció producto del COVID, pero aquí le garantizamos el derecho de poder tener un respirador y sin importar la edad. Aquí no hubo que elegir pacientes y este fue el logro de todo un pueblo y sus trabajadores. Recuerdo mi charla con el Jefe de Terapia, un profesional que se puso al frente de la situación y cuando estábamos en plena emergencia le pregunte que necesitaba para mejorar la terapia. Él se comprometió a hacer funcionar la terapia con el mismo recurso humano pero con más equipamiento y lo logró. Y la verdad es que lo hizo con enfermeros con precariedad laboral. Por eso, en diciembre, como reconocimiento de todo este pueblo firmamos un bono de 40 mil pesos para todos los enfermeros, y la mayoría de ellos eran locadores de servicios. Esto no pasa en otros municipios y queríamos esto porque aquí quien se muere es un malargüino. Cualquiera de ustedes hubiera hecho lo mismo en mi lugar, las veredas y cordones ya lo vamos a pintar ¡este era el tiempo de la salud!
En los próximos días voy a mandar un proyecto -para que ustedes autoricen- porque producto de la situación económica nacional las mayorías de las obras sociales no están pagando en tiempo y forma. Cito a la Asociación de Diálisis y corremos serio riesgo que nuestro centro cierre. Hay alrededor de 14 pacientes que necesitan la institución, que si se cierra, deberán viajar a san Rafael. Por ello, pensamos en otorgar un crédito de 1.6 millones de pesos para que puedan regularizar la situación. También he planteado la posibilidad de incorporarlo a nuestro Hospital Regional, pido que este proyecto se trate con celeridad.
La semana defino un nuevo organigrama, este va a presentar los objetivos de este nuevo periodo. El principal, es la cuestión productiva. Tenemos que poner a Malargüe al servicio de la producción, no podemos seguir viviendo del Estado, el Estado no es todo, necesitamos seriamente que lleguen inversiones. Estamos trabajando con la Secretaria de Energía para que pueda atender a inversores interesados, pero necesitamos trabajar fuerte y acá el Concejo no debe olvidarse de algo, nosotros ejecutamos lo que el Concejo decide, urge sumarse y trabajar así para ayudarnos.
Malargüe es más grande que Suiza. Debemos salir de la pobreza y es ahí donde todos nos pueden ayudar. El turismo es fundamental para nosotros y vamos a trabajar en distintos esquemas. El año que viene, por citar un ejemplo, se cumplen 50 años de la Tragedia de los Andes. El lugar recibe a muchos turistas y Malargüe debe ser parte real en esa historia. Con el turismo tenemos buenos resultados a corto plazo pero debemos cuidarlo.
Han quedado muchas cosas postergadas, creo que este 2021 han comenzado muy bien. Las puertas de la intendencia están abiertas para cada uno de ustedes, insisto que debemos preocuparnos por que la pobreza sigue siendo grande, hay que buscar soluciones y hay que que generar trabajo.

Y por último un llamado para cada uno de ustedes, vienen grandes obras como las cloacas y seguro estoy que Portezuelo del Viento también. Ya me aprobaron la creación del Parque Agropecuario. No quiero ver pasar estos proyectos y ver gente de afuera trabajando. Ver a los malarguinos sin trabajo. Es momento que los malargüinos nos defendamos entre nosotros, no podemos seguir viendo pasar miles de profesionales sin trabajo, esto va más allá de ser intendente.
Quiero invitarlos la creación del Instituto del Trabajo, me gustaría a los 10 concejales al lado mío. No voy permitir que vengan empresas de afuera se lleven el dinero y nos dejen ni trabajo, No voy a permitir que en todas estas obras 3 o 4 personas digiten quienes van o no a trabajar.
El martes tenemos la primer reunión, la invitación es para los 10 concejales, detrás de ese grupo necesitamos a todos los malargüinos

Por último, este año será electoral. Creo que el llamado debe ser a cuidarnos, No estoy de acuerdo a que sigamos, en política, haciendonos daños personales, familiares, cosas que no se hacen en ningún lado. Si nosotros seguimos trabajando en eso, los que perdemos somos todos. Discutamos, trabajemos, cambiemos, demostremos que se puede hacer, hagamos lo que hay que hacer. Muchas gracias

Fuente: Municipalidad de Malargüe.